Foco en lo importante


Publicado en: Ultima Hora
Publicado el: 10-01-22
/ / Foco en lo importante

Por Jaime Egüez, presidente del Club de Ejecutivos del Paraguay

Un año que arranca, donde ponemos todas nuestras expectativas, planes y sobre todo nuestra energía para poder llegar a los objetivos que nos proponemos al arrancar el recorrido. Todos de alguna manera y tenemos objetivos, personales y también empresariales, ¿pero qué hay de los objetivos comunes? ¿Hemos dedicado un espacio para planificar qué vamos a realizar y apoyar en la gestión que nos beneficia a todos y no solo a uno mismo?

Reflexionar sobre los grandes aportes y avances que hemos hecho como país implica reconocer que son fruto tanto del esfuerzo personal como del esfuerzo de muchísimas personas en construir un proceso que nos haga más sostenibles los logros. Y, sobre todo, más solidarios entendiendo esta ultima palabra como la capacidad no de entregar peces a los más necesitados sino a enseñar como pescar. A construir la caña de pescar y enseñar a usarla.

Es necesario exponer que el Paraguay necesita de todos los empresarios, ejecutivos, emprendedores, agricultores y trabajadores en general, porque de nosotros depende fundamentalmente la creación de la riqueza del país. De nuestro esfuerzo se construye el fondo que servirá no solo para que la República funcione a través de los organismos del Estado, sino que también pueda disponer de fondos para los planes de sostenibilidad social y de desarrollo comunitario.

Ahora más allá de esta obligación, la pregunta es ¿cuánto más podemos involucrarnos como sector privado en espacios que históricamente los hemos delegado al Estado? Hemos visto cómo no es prudente delegar demasiado en el Estado ya que sus innumerables fallas acaban matando nuestras expectativas de un bienestar mejor. Por otro lado, hemos visto ejemplos en otros países cómo líderes populistas han construido una fábula de seudo bienestar alrededor de una historia de “justicia social”, término bastante ya desgastado por su tremenda falencia de demostrar que tiene algún resultado positivo.

No hay nunca forma de distribuir algo que no fue creado por el sudor de una persona o de una organización. Primero es la creación y luego el uso de este fondo. Aquí, la oportunidad es entender que como sector privado no importa dónde toque estar trabajando. Tenemos que liderar los cambios profundos que tiendan a conseguir que dispongamos las oportunidades para la gran mayoría de los jóvenes que entran al mundo laboral.

Propongo concretamente que el sector privado reemplace la frase venida a menos de “justicia social” por la de “política social”, la cual esté centrada en la protección y creación de empleos en toda la cadena de áreas que aportan al PIB actualmente. Debemos proteger y apuntalar a las pequeñas y medianas empresas, porque las grandes se cuidan solas. Y trabajar en crear trabajos para los sectores más vulnerables, involucrándonos como sector privado.

Ser muy proactivos en trabajar para erradicar cualquier traba que impida a los Inversores que tengan como objetivo traer capitales al Paraguay y crear puestos de trabajo.  El objetivo de nosotros, como Sector Privado que nos dará un liderazgo genuino, es poner foco en la dignidad humana, sin mirar la ideología. El trabajo Ético con Responsabilidad Social y Ambiental debe ser la bandera del 2022.

Debemos involucrarnos desde nuestra principal función y capacidad en la construcción de un Paraguay pujante que lidera en la región. Y lo haremos desde la posición de que somos los creadores de puestos de trabajo que dan dignidad a todos los que formamos Paraguay.